Sobre el blog

Este blog nació básicamente para contarle al mundo lo mucho o poco que me pasaba en Seúl y mi experiencia por Corea del Sur. (Aclaración necesaria: el mundo = mi familia y amigues. No soy Su Giménez. Era más que nada para evitar todas las videollamadas que pretendían que haga aún con 12 horas de diferencia… y un poquito para dejar la experiencia asentada en algún lado cuando todo me parezca mentira, también).

Hace años que escribo porque, como dije acá, si no lo hago me oxido. Escribí sobre libros durante muchos años (y la idea es seguir haciéndolo), artículos sobre Corea, escribí/coescribí libros, crónicas y ahora estoy acá. No me sale no escribir así como no me sale no desear todo el tiempo que sea Navidad para comer Mantecol sin culpa. Es inherente a mi persona.

¿Por qué ‘Méndez con zeta’?“, se preguntarán (ah re A QUIÉN LE HABLÁS FLORÉNSEAH). “Méndez con zeta” es la frase que más dije en esos seis, siete, ocho meses en los que hacía trámites relacionados a la beca y al viaje, así como los cuatro años de facultad. Cuando te tenés que asegurar que te pasen bien la nota al SIU Guaraní porque sabés que sino vas a pasar meses reclamando a gente que no te da pelota es algo que se vuelve automático.

A les que ya me conocen, bienvenides, ya saben cómo soy y más o menos qué esperar de este blog. Y a les que no, que Dios se ampare de todes ustedes.